TIPS DEL ARTISTA

Las 4 habilidades que todo artista debe dominar

Todo gran artista tiene la tarea de sumergir a su público en el mundo que se ha dedicado a construir con su trabajo, e impactar lo suficiente como para que el espectador se quede con ganas de más y quiera volver por más. Para lograr quedarse en la mente del público, existe una serie de técnicas que el artista puede elegir para perfeccionar su trabajo.

Algunas de estas técnicas son:

Composición:

La composición es la que construye un escenario en que el resto de detalles pueda resaltar, pues se aplica un ritmo y balance que llevan al espectador a dirigir su mirada a donde el artista desee; el artista tendrá que reconocer y dominar la definición de centro de interés, línea de fuerza, dirección, movimiento, entre otras.

Perspectiva:

Para que los elementos de la imagen estén correctamente agrupados y colocados dentro de la imagen, el artista debe entender que es necesario encontrar un punto de fuga para que la perspectiva de la imagen empiece a tomar forma. Existen múltiples maneras de crear perspectiva, puede ser a partir de un punto, dos puntos o la perspectiva de tres puntos (dependiendo del tipo de obra creada).

Valor:

Los valores de una imagen son los puntos más importantes para medir el éxito de tu trabajo. El valor de una pintura va de la mano con los colores que se apliquen en la misma, ayudando a que el espectador comprenda mejor el trabajo. Otro aspecto importante de los valores en una pintura o pieza, es que construye una separación dentro del plano tierra, dirigiendo la mirada del espectador al punto de enfoque.

Color:

La construcción del esquema de color debe realizarse desde el principio el trabajo. La combinación de colores que uses en el trabajo depende de factores externos como la hora del día, el clima, las tonalidades del cielo, la estación del año en que estés creando la pintura, entre otros; en los colores que elijas están las emociones y sentimientos que deseas transmitirle al espectador, por ejemplo, si obra tiene un trasfondo divertido, los colores brillantes son la opción perfecta para presentar la intensidad y alegría a la imagen. Si en cambio quieres manejar un estilo oscuro, sombrío y temperamental, los colores menos saturados pueden ayudarte a transmitir el mensaje de una manera más directa y clara.

Iluminación:

La iluminación es crucial en toda obra de arte, pues los espectadores conocedores saben a profundidad qué aspecto posee la iluminación realista y cómo esta hace que una pintura cobre vida de mejor manera. La buena iluminación te ayudará a transmitir de mejor manera las emociones que esconda tu trabajo, resaltando los elementos de la misma por igual y llevando al espectador por un recorrido claro que le permita comprender la obra al 100%.

La clave para dominar cada uno de estos aspectos artísticos que llevan tus obras al siguiente nivel es familiarizarte con ellos y ponerlo en práctica para poder dominarlo cuando sea la hora de pintar o dibujar. Una vez hayas empezado a comprender más a fondo estas técnicas te darás cuenta de ciertas cosas que antes no veías al juzgar tu arte y el de los demás, perfeccionando tus técnicas y compartiendo lo mejor de tu talento con el público.

¿Listo para empezar a practicar? Encuentra todo lo que necesitas para poner tus habilidades artísticas en marca en ComSucre y saca tu lado creativo a la luz como siempre has querido.